Zulia | Se mantiene lucha por libertad plena de miembros de Azul Positivo

Foto: Cortesía

Tras 29 días en los calabozos de la Dirección General de Contrainteligencia Militar (DGCIM), al oeste de Maracaibo, Johan León, Yordy Bermúdez, Layners Gutiérrez, Alejandro Gómez y Luis Ferrebuz,  todos miembros de la organización no gubernamental Azul Positivo, regresaron a sus casas y al trabajo. Su libertad no es plena, recibieron una medida sustitutiva que les prohíbe salir del país y los obliga a presentarte ante el tribunal cada 30 días hasta que culmine su proceso judicial, explicó Lisseth Mogollón, abogada de la Comisión de los Derechos Humanos del Estado Zulia (CODHEZ) y quien además forma parte del equipo que los defiende.

La medida a favor de los promotores de derechos humanos la emitió, a las 9.40 de la noche del 10 de febrero de 2021, el Tribunal Cuarto de Primera Instancia en lo Penal. Mogollón la lucha ni el proceso judicial ha concluido. Ahora, el equipo que los defiende trabajará por conseguir su libertad plena.  “Primeramente se apelará tal decisión. Nunca debieron detenerlos ni mucho menos privarlos de libertad por delitos que no se han cometido”.

En cuanto al estado de salud de los trabajadores, Mogollón explicó que en líneas generales están sanos. Pero en las próximas horas se hará una revisión médica a cada uno para descartar algún deterioro, especialmente, en quien sufre de hipertensión y el trabajador que hace unos meses sufrió un ACV. 

A los cinco trabajadores de Azul Positivo los detuvieron el 12 de enero de 2021 tras un allanamiento a su sede. Unas 48 horas después se les privó de libertad por los delitos de manejo fraudulento de tarjeta inteligente o instrumentos análogos, legitimación de capitales y asociación para delinquir. En ese tiempo de reclusión padecieron por síntomas de COVID-19.

Loading

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*