POLICIA ASESINÓ A DETENIDO EN RETÉN DE POLICARIRUBANA

POLICIA ASESINÓ A DETENIDO EN RETÉN DE POLICARIRUBANA

Funcionarios exigieron 200 mil bolívares por dejarlo en libertad

Joven fue asesinado por un policía en el retén de Policarirubana

Fuentes extraoficiales informaron que fue ajusticiado de rodillas

Corresponsal Falcón UVL
Un joven de 24 años fue asesinado por un funcionario policial en el retén de PoliCarirubana, en la ciudad de Punto Fijo, península de Paraguaná, la madrugada del domingo 29 de octubre.
El hecho se suscitó en momentos en que el joven, identificado como Melvin García Loaiza, de 24 años de edad, era interrogado y, supuestamente, se le disparó el arma a un funcionario.
El director de Policarirubana, Jesús López Marcano, informó el lunes en rueda de prensa que el joven había sido detenido junto a ocho personas más la noche del sábado durante un operativo para depurar la avenida Intercomunal Alí Primera, de Punto Fijo, en la zona adyacente a un conocido hiperbodegón, donde supuestamente se reúnen sujetos que lanzan objetos a los vehículos que transitan por el lugar con el fin de atracarlos. Varios de ellos huyeron al notar la presencia policial, pero ocho fueron arrestados, entre ellos el joven García Loaiza.
Al ser llevado al retén policial habría forcejeado con el funcionario a quien se le accionó el arma. Fue llevado al hospital Calles Sierra donde ingresó sin signos vitales con un disparo en la región occipital con orificio de salida por el pómulo derecho. López Marcano aseguró que no presentaba antecedentes policiales y que al momento de la detención se le incautó un teléfono celular y un envoltorio de drogas entre sus partes íntimas.
El funcionario involucrado fue puesto a la orden de la fiscalía correspondiente al caso, añadió López.
Horas después de esta declaración oficial, Rossyleth Ortiz, prima de Melvin, acudió al diario digital Notifalcón donde desmintió que su primo haya sido detenido en una redada.
“El fue sacado de una fiesta en el sector La Rosa, durante la noche del sábado junto a 14 personas. Al parecer, según unos mensajes encontrados en su teléfono celular, supuestamente comprometedores se debía a que estaban buscando quien les vendiera licor de forma clandestina”.
“A él como que lo pasearon los policías unas horas, porque después fue que lo trajeron a la calle principal de Bella Vista a la casa de mi abuela cuatro policías, todo golpeado” indicó.
“Una vez que los uniformados llegaron a la casa de mi abuela, informaron que se lo llevarían hasta la sede de Policarirubana, por lo que su papá y mi tío también se dirigieron hacia allá. En Policarirubana fue interrogado su papá ya que el teléfono que él tenía pertenecía a su papá”
Paralelamente, cuando Melvin era interrogado, a un efectivo se le fue un disparo que le perforó el ojo y fue sacado hasta el hospital sin dar aviso a sus familiares, quienes se enteraron por otras personas que estaban en el retén policial.
Afirmó que el cadáver no solo tenía la herida en el ojo, sino que presentaba signos de tortura en el cuerpo mientras que la ropa y las botas estaban rotas como si lo hubiesen arrastrado. “La policía manejó todo a su manera y allí hay gato encerrado, queremos saber la verdad y que se haga justicia” exclamó.
De igual manera, Rafael y Ronilex Loaiza, también primos del joven asesinado, fueron al diario Nuevo Día donde agregaron que los cuatro funcionarios policiales que lo llevaron a la casa de su abuela materna exigieron 200 mil bolívares para dejarlo en libertad.
Dijeron que el examen forense determinó que tenía fractura en dos dedos de la mano y hematomas en el cuerpo, razón por la cual la fiscal 17 en Derechos Fundamentales, Keila Oropecio, cree estar en presencia de un ajusticiamiento.
Según se enteraron, Melvin murió ajusticiado y de rodillas en el Centro de Coordinación Municipal de Policarirubana producto de un disparo hecho a quemarropa.
“Tenemos conocimiento de que hay un detenido, pero nosotros exigimos que sean los cuatro funcionarios que actuaron que deben estar tras las rejas. Además desmentimos que mi hermano era consumidor o distribuidor de droga, él era un muchacho trabajador y de eso podemos dar fe”, aseguraron.

No hay comentarios.

Agregar comentario