Lara: Asesinan a reo evadido en 2017 dentro de su casa

Lara: Asesinan a reo evadido en 2017 dentro de su casa

Frente a sus familiares dos hombres sin identificar matan a hombre que se fugó de Polilara

UVL Lara

Un hombre que se fugó hace un año y 9 meses del Centro de Detención Preventiva (CDP) de Unión de la Policía del estado Lara (Polilara)  fue asesinado a tiros la tarde de este 13 de mayo de 2019 al norte de Barquisimeto. Rafael Zambrano Colmenárez estaba junto a parte de su familia en una vivienda muy humilde del sector El Roble de El Cují cuando dos hombres lo abordaron y lo balearon.

Este evadido de 24 años de edad  estaba preso desde los 21 años de edad en el CDP de Unión (que se ubica al noroeste de Barquisimeto) tras ser detenido por los delitos de robo agravado, agavillamento, porte ilícito de arma de fuego y tentación de robo de vehículo, pero el 18 de agosto de 2017 protagonizó una fuga junto a José David Gil Núñez, de 26 años de edad luego de que aprovecharan un descuido de los polilara de custodia, para subir por hasta el techo de la comisaría y perderse de vista.

Rafael para esa oportunidad de la fuga residía en Colinas de San Lorenzo, un barrio al noroeste de la ciudad.

Frente a sus familiares

A las 2:00 de la tarde atacaron al evadido y fue luego de que, supuestamente, cruzara palabras con los hombres dentro de su casa. Los disparos que le propinaron los victimarios a Zambrano fueron en el cuello y glúteo derecho.

Familiares comentaron que el fugado estaba en la humilde casa junto a su pareja y sus dos hijos cuando de repente llegaron dos hombres llamando con insistencia a Zambrano, quien no quiso salir a dar la cara. Los asesinos ingresaron a la casa y se encontraron con Rafael quien al darles la espalda le dispararon.

"Los vecinos escucharon los disparos pero no vieron quién fue el culpable de la muerte de mi hermano", dijo con lágrimas en sus ojos su hermana Luzmar Zambrano. El cuerpo quedó tendido en el baño rodeado de un inmenso charco de sangre, mientras su pareja pedía ayuda a los vecinos para intentar sacar a la víctima a un centro asistencial, pero lo lejano del lugar hizo que la tarea fuese imposible. Minutos después del ataque, llegó una comisión de Polilara para custodiar la escena del crimen, simultáneamente algunos vecinos y allegados le daban el pésame a su esposa.

El hombre se ganaba la vida en este tiempo como caletero y era el mayor de cinco hermanos.  

No hay comentarios.

Agregar comentario