31 privados de libertad en la policía de Mérida recibieron atención médica integral

Fotos: Cortesía Polimérida

Durante la jornada fueron realizadas pruebas de detección y vacunación contra la covid-19, descarte de tuberculosis, sífilis y VIH

Elvis Rivas

31 privados de libertad del centro de detención preventiva (CDP) de la comandancia general de policía del estado Mérida, ubicada en el sector Glorias Patrias de la capital andina, recibieron atención médica integral en un operativo en conjunto en el que participaron funcionarios del Ministerio Publico, Fiscalia 22, Corporación de Salud (CORPOSALUD) y el departamento de investigación penal de la policia estadal.

La información policial indica que a los 31 privados de libertad  les fueron realizadas pruebas de detección y vacunación contra la covid-19, descarte de tuberculosis, sifilis y VIH, para “garantizar el derecho a la salud de los privados de libertad confinados en las instalación policíal”.

Hacinamiento redujo considerablemente

Según las autoridades, el hacinamiento en el reclusorio redujo considerablemente durante el último año, luego de la aplicación de medidas por la Revolución del Sistema Judicial. A la fecha, se encuentran recluidas 33 personas en la sede de Polimérida, cuando en junio de 2021 la población superaba las 150 personas. Actualmente de los 33 privados de libertad, 26 están en condición de procesados, mientras que los siete restantes ya fueron penados luego de sus respectivos juicios y purgan condena en estas instalaciones.

En el caso del anexo femenino, el hacinamiento también disminuyó casi en 100%. Para el 15 de abril de 2022 de una población de más de 30 mujeres, la cifra redujo a dos privadas de libertad que se encuentran recluidas en la sede de “La Alcaidesa”, como se le conoce al reclusorio femenino de la policía estadal.

Aún cuando durante la primera semana de abril fue realizada una evaluación de los casos por parte de la comisión especial de la revolución judicial, no se ha ordenado ninguna excarcelación.

Loading

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*